Griselda Rocamora | Esos días que solo queremos chocolate
1051
single,single-post,postid-1051,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
 
sindrome premenstrual

Esos días que solo queremos chocolate

¿Por qué no me mirará con los mismos ojitos una manzana que esa irresistible caja de bombones?

Antojos. Sí, todas sabemos lo que son. Sobretodo en esos días antes y durante la menstruación, en los que a veces tan solo nos apetece echarnos a la cama hechas un ovillo rodeadas de pañuelos mientras lloramos viendo un drama de Netflix y comemos helado de chocolate a cucharadas.

¿Y a qué se debe? Los cambios en los niveles de los estrógenos y la progesterona durante el ciclo nos incitan a comer más durante los días previos a la menstruación. En estos días los niveles de serotonina, la hormona de la felicidad, también disminuyen, con lo que la mujer tiene tendencia a estar más cansada, estresada y con cambios de humor.

Los antojos son uno de los síntomas más comunes producidos por los cambios hormonales del ciclo. Muchas mujeres recurren a los analgésicos, pero no es la opción que más os recomiendo. Yo prefiero tener paciencia y mimarme un poco, hacer un poco de ejercicio ligero y disfrutar de una infusión caliente y un buen libro.

¿Cómo? ¿Qué no quiero devorar chocolate? Sí, por supuesto que lo quiero, ¿quién no? Durante estos días nuestro cerebro intenta recompensar la disminución de la serotonina pidiendo alimentos altos en hidratos de carbono simples. Hay estudios que indican que una mujer quema entre 300 y 500 kcal más diariamente durante la menstruación debido al desgaste físico que implica, otro motivo por el cual tenemos más hambre y, por ende, nuestro cuerpo nos pide más comida.

Como decía, pero, hay muchas opciones para aliviar esos efectos, así como alternativas a la comida basura que, quizás, el cuerpo puede pedir a algunas mujeres, así que a continuación te propongo algunas opciones saludables.

El deporte ligero te ayudará a liberar tensiones y estrés, así como la ansiedad por la comida dulce, y te ayudará a calmar el malestar y aumentar la serotonina. Pero tan importante como mantenernos activas, también es esencial descansar. Intentar dormir como mínimo 8 horas para evitar la sensación de fatiga es primordial durante nuestro período.

Intenta seguir alimentándote saludablemente como siempre haces y también mantente bien hidratada: bebe mucha agua, zumos, licuados e infusiones. ¿Qué alternativas tenemos a la caja de bollería con chocolate y cientos de E- y otros nombres impronunciables?

Chocolate puro, ¡así de fácil! Cuanto más elevado sea el porcentaje de cacao, mejor. Puedes prepararte una crema casera de cacao y avellanas, un mugcake o un bizcocho casero de avena y plátano: ¡son opciones deliciosas y saludables de recetas con chocolate que puedes encontrar en el instagram de @leckerandhealthy! Además son alimentos ricos en magnesio y nos ayudarán a suavizar los cólicos menstruales. Alimentos altos en hierro, como la espirulina, las lentejas y los vegetales de hoja verde combinados con alimentos ricos en vitamina C, que nos ayuda a la absorción, también nos pueden ayudar ante la pérdida de sangre que se produce durante la menstruación.

Así pues, mímate. Disfruta de ser mujer. Tírate a la cama, lee un buen libro y tómate una infusión caliente con una onza de chocolate negro. ¿Hay mejor plan para estos días?

No hay comentarios

Deja tu comentario

20 − 10 =